INTRODUCCIÓN

Zdenac es el Movimiento de los Misioneros de la Misericordia, una familia espiritual. Una familia de espíritu misericordioso que vincula a los países de Croacia, Tanzania, Cuba y Venezuela.

Zdenac cultiva la oración del corazón. Los miembros, voluntarios y ayudantes locales llevan a cabo obras de misericordia espirituales y corporales en las misiones en Croacia, África y  América del Sur, abiertas a todas las personas, religiones y culturas.  

Este manual será de utilidad a todos los integrantes y amigos de Zdenac, para adquirir y difundir la espiritualidad de la asociación, crecer en el Espíritu y vivir con Dios diariamente.  Que Zdenac sea un encuentro con Dios. Como hizo la samaritana, hay que dejar la vida pasada y encontrarse con los demás, y por medio de los actos de misericordia invitar a los demás al grupo, donde conocerán a Jesús.

Conocer los fundamentos teológicos, los documentos de la Iglesia y los textos bíblicos es importante para saber que el objetivo y la finalidad de la evangelización es la renovación de la humanidad, que implica una transformación interior de la persona y de la conciencia colectiva, de su accionar, de su vida y medio ambiente; en síntesis, la renovación de todo lo humano (ref. EN 18-19).

Creer que la Voluntad de Dios es traer al mundo y educar a cada alma para Dios. Recibir aquellas almas teniendo en cuenta la sed de Jesús por cada una de ellas. Nuestra patrona, Santa María Crucificada de la Rosa, enseñaba a sus hijas que no debían mirar a los enfermos como criaturas sino ver en ellos al mismo Jesucristo.

Sean misericordiosos y santos como lo es vuestro Padre Celestial (ref. Mt 5, 48).

Los Misioneros de la Misericordia viven y son probados constantemente en su propia imperfecta humanidad junto a la presencia y poder de Cristo. Están en constante diálogo con el Resucitado, el cual es fiel en su promesa: «Yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo.» (Mt 28, 20)

En su exhortación apostólica Evangelii Gaudium (20), el Papa Francisco nos invita: «Cada cristiano y cada comunidad discernirá cuál es el camino que el Señor le pide, pero todos somos invitados a aceptar este llamado: salir de la propia comodidad y atreverse a llegar a todas las periferias que necesitan la luz del Evangelio.»

No permitamos que se cierren nuestros corazones en las propias preocupaciones individuales, para abrirlos hacia los horizontes de toda la humanidad.

Zdenac, mediante su Movimiento de los Misioneros de la Misericordia, es portador y promotor del testamento misionero de Jesús en todo el mundo. Por medio de su organización y acción múltiple permite ser parte de la acción misionera a personas e instituciones de buena voluntad, y así completar su deber y derecho cristiano.

Que el amor del Buen Pastor nos colme a todos, para poder ser responsables los unos por los otros, y así nos animemos unos a otros en el camino hacia Dios.

La Carta de San Pablo a los Corintios (Cor 13, 1) remarca que no somos nada, aún si habláramos las lenguas de los hombres o de los ángeles, o si tuviéramos el don de profecía y si conociéramos todos los misterios, o si tuviéramos todo el conocimiento, o si fuésemos las personas más inteligentes del mundo, o si tuviéramos tanta fe como para mover montañas. Si estos dones no fueran acompañados del amor, en verdad no seríamos nada.

 

ZDENAC

Zdenac es el Movimiento de los Misioneros de la Misericordia, una familia espiritual que cultiva la serenidad y el trabajo en la presencia de Dios.

Trabaja de forma independiente en Croacia, Bosnia y Herzegovina, Tanzania, Venezuela y Cuba. Asiste a otras misiones en África y en Latinoamérica. Abierto a todas las personas, de todas las religiones y culturas. Por el amor a Dios, los misioneros y voluntarios trabajan en las misiones, educan a los niños en la solidaridad y para la solidaridad, enseñándoles nuestra relación filial con Dios y la relación fraterna hacia el prójimo.

Vincula a los niños con personas de la tercera edad, de los cuales aprenden los valores cristianos y humanos. Los niños les aportan gran alegría, ayuda y respeto. El resultado es la conexión de dos edades importantes, los niños y los mayores que estorban a la sociedad materialista actual.

{lang hr}Kako bi vam omogućili bolje korisničko iskustvo, ova stranica pohranjuje kolačiće (cookies). Nastavkom pregledavanja stranice slažete se sa korištenjem kolačića.{/lang}{lang en}This site uses cookies. By continuing to browse the site you are agreeing to our use of cookies.{/lang}{lang es}Este sitio utiliza cookies. Al continuar navegar por el sitio, usted acepta el uso de cookies.{/lang}